miércoles, 27 de febrero de 2013

Bizcocho de leche, aceite de oliva y zumo de naranja





Ayer me levanté con muchas ganas de bizcocho y recordé el que había visto hacía unos días en el blog  en mi nube de azúcar. Con él hicieron una tarta muy original con forma de fuerte del oeste, pero yo solo quería el bizcocho, que tenía una pinta estupenda.

Ingredientes

3 huevos
una cucharada de miel (opcional)
300 g de azúcar
200 g de aceite de oliva
50 g de zumo de naranja
250 g de leche
400 g de harina
3 sobres de gaseosa, dobles
una cucharada de especias dulces de vainilla-ron (es opcional)

Con esta cantidad de ingredientes sale un bizcocho bastante grande. Y si no queréis tanto aceite podéis poner 100 g de zumo de naranja y 150 g aceite, también lo hice así y quedó muy bueno.

Elaboración

Se baten los huevos con el azúcar y la miel hasta que doblen su volumen.
Se añaden ahora el aceite, la leche y el zumo de naranja y se bate unos segundos.
Se tamizan el resto de ingredientes, se añaden y se bate hasta que todo esté integrado.
Se pone la mezcla en un molde engrasado y se mete al horno que estará ya caliente, a unos 180 grados. 
Estuvo en 40 minutos, aunque se suponía que tenía que estar en 25... ya sabéis que cada horno es un mundo.Cuando llevaba 30 minutos, bajé la temperatura porque ya estaba doradito por fuera pero cuando lo pinché, estaba crudo por el centro.





Lo hice en un molde cuadrado y después lo corté por la mitad
Ésta es una parte, como veis, es muy grande







Espero que os guste.
Un beso y hasta la próxima


viernes, 22 de febrero de 2013

tartaletas de orange curd y merengue italiano









Es la primera vez que participo en un recurso de este tipo y tengo que decir que me hace mucha ilusión.
Lola del blog salados y postres es quien lo organiza y el premio consiste en  15 kilos de cítricos aportados por la fruta en casa.



http://1.bp.blogspot.com/-umCz5rLbDFg/URzHeDDf5mI/AAAAAAAADPs/GBBXYzAtPig/s1600/lafrutaencasa_thumb.jpg


 Desde que me invitaron a participara tengo este postre en mi cabeza y esta mañana por fin se ha materializado. La única condición es que la receta llevara naranja y ésta receta la lleva, y mucho. Os cuento cómo la hice.

Para la masa quebrada necesitamos

150 g de harina
50 g de mantequilla
1 huevo
Media cucharadita de sal
Una cucharada de azúcar
Una cucharada de azúcar vainillado
2 cucharadas de zumo de naranja

Elaboración

Puse en la picadora todos los ingredientes, menos la mantequilla y el zumo de naranja.
Y batí muy poco y a baja velocidad


  


Cuando estuvo puse la mantequilla y el zumo de naranja y batí otro poco.
Y está cuando al tomar un poco y apretarlo conserve la forma. Si no, se puede poner un poco de zumo más.


  


Después se tapa con film y se guarda en la nevera media hora.
Para forrar el molde no estiré la masa, sino que hice una bola, la metí dentro y apretando le fui dando forma con los dedos. Y una vez forrados todos, los metí unos minutos en el congeladora para asegurarme que no encogieran en el horno


  


Los metí en el horno a 200 grados y estuvieron en 20 minutos







Para la crema de naranja necesitas

100 g de azúcar
100 g de zumo de naranja
60 g de mantequilla
2 huevos
Una cucharada de zumo de limón

Elaboración

Se ponen todos los ingredientes en un bol y se baten.
Se pone la mezcla al baño maría y se va removiendo hasta que espese. Aunque tengo que reconocer que cansada de que aquello no espesara lo metí en el microondas y estuvo en dos minutos.
Después se le pone la mantequilla, se remueve y se deja enfriar.


  


El merengue italiano podéis ver cómo lo hago si pincháis aquí, es el que utilizo para hacer la buttercream de merengue.

Y ya solo queda montarlos

Se rellenan las tartaletas con la crema y con una manga se pone el merengue.
El adorno lo hice con ganaché de chocolate y el mismo merengue con un poco de colorante.


     


Y así quedaron. Han sido todo un éxito y eso que yo no contaba con ello.

Espero que os guste.

Un beso y hasta la próxima.









viernes, 15 de febrero de 2013

La tarta de chocolate pluscuamperfecta






En mi casa no celebramos San Valentín porque hay un acontecimiento más importante, el cumpleaños de mi marino. Así que el 14 de Febrero siempre es fiesta y por supuesto, siempre hay tarta. Y este año, como siempre, el protagonista, tratándose de Carlos, es el chocolate.

Está hecha con una base de bizcocho de chocolate, mousse de chocolate y un ganaché de chocolate negro que la cubría.

Ingredientes

Base de bizcocho de chocolate (aquí

Para la mousse

200 g de chocolate 
200 g de nata de la que sirve para montar
75 g de azúcar
3 huevos
1 sobre de gelatina neutra (o bien, 6 láminas de gelatina)
Medio vasito de leche

Pata el ganché de chocolate

200 g de nata para montar
100 g de chocolate negro


 Elaboración

Primero hice el bizcocho 

Adapté la receta y usé solo 2 huevos, 66 g de azúcar, 66 g de harina, 100 g de chocolate en porvo, 66 g de aceite y 66g de buttermilk casero.
Lo dejé en el molde porque la mousse va encima.




Elaboración de la  mousse


Se ponen al baño maría las tres claras y el azúcar y cuando ésta se haya disuelto se empieza a batir hasta y se hace el merengue.
El agua del baño maría que no hierva porque las claras se pueden cuajar.

       

Se monta la nata, que estará muy fría y se funde el chocolate en el microondas o al baño maría, yo lo hago en el microondas a baja potencia y mirando cada minuto para que no se queme.


        


Cuando el chocolate se haya fundido se le añaden las yemas y se mueve.
La gelatina se añade en el vasito de leche que estará muy caliente.


     


Y cuando esté totalmente disuelta se añade al chocolate y se mueve


     


Cuando el chocolate se haya enfriado un poco se le añade el merengue y la nata montada moviendo con cuidado para que no se baje.


    


El ganaché de chocolate normalmente se hace con la misma cantidad de nata que de chocolate, pero quería que me quedara con esa consistencia como de salsa.

Lo hice calentando la nata en un cazo y cuando estaba caliente le añadí en chocolate troceado y removí hasta que se fundió totalmente

Montaje de la tarta

Sobre el bizcocho puse la mousse y la metí en el nevera. Lo hice de un día para otro, pero imagino que con unas tres o cuatro horas en la nevera sería suficiente para que la mousse se pusiera durita.
Cuando ya estaba fría le puse el ganaché de chocolate y volví a meterlo en la nevera unas dos horas más.
Para desmoldar, pasé un cuchillo caliente (lo metí en agua caliente)  pegado al borde y después le quité con cuidado el aro (mi molde era desmoldable)

Para hacer el dibujo:
Usad alguna crema blanca, yo puse nata semimontada.
Se pone en una manga o bolsa y se hacen tres círculos cada vez más grandes
Se pasa un palillo en zig zag, primero del centro hacia afuera, y después hacia el centro.
Es muy fácil

Está buenísima y merece la pena hacerla aunque es un poco laboriosa.

Espero que os guste. 

Un beso y hasta la próxima















martes, 12 de febrero de 2013

Bizcocho de zanahoria y nueces







 Dos días llevo desaparecida del planeta por culpa de "No te escondo nada" de Sylvia Day. Ya me pasó con Cincuenta sombras y pensé que nunca volvería a devorar un libro de esa manera. Y es que a día de hoy este  tipo de literatura picantona es la que me apetece, nada de penas ni historias profundas.

Y entre página y página, esta mañana por fin me he decido a hacer este afamado bizcocho de zanahoria que tantas veces he visto publicado, pero que yo no me atrevía  a hacer porque vegetales en un bizcocho, como que no. Aunque tengo que decir que me ha sorprendido muy gratamente, está muy rico y esponjoso, y me ha encantado el color que le ha quedado.

Os cuento cómo lo hice

Necesitáis

4 huevos
250 g de zanahoria
200 g de azúcar
200 g de harina (de la que lleva levadura)
125 g de aceite de oliva
una cucharadita de esencia de vainilla
nueces
leche condensada

Elaboración

Se enciende el horno a 160-170 grados para que se vaya calentando.
Se trituran las zanahorias peladas con el aceite.
Se baten muy bien los huevos con el azúcar y después se le añade la zanahoria.


   


Se tamiza la harina y se le va añadiendo


  


Se prepara el molde engrasándolo con un poco de aceite y se pone la mezcla. 


  


Le puse las nueces por encima y lo metí en el horno, y allí estuvo 30 minutos.
Lo saqué y lo dejé reposar 10 minutos en el molde, después lo desmoldé y lo dejé enfriar en una rejilla


  


Este tipo de tartas suele llevar una crema de queso, pero como no tenía le puse un poco de leche condensada y unas nueces para decorar. Y me ha gustado bastante, aunque para la próxima vez lo probaré con el queso


Y no puedo dejar de contar lo que me ha pasado con mi hija y las nueces....hemos salido a la terraza a partirlas y le he dado a ella el cuenco para que me lo aguantara mientras yo las limpiaba con todo el cuidado del mundo para que no se me rompieran, y cuando he terminado se lo he pedido y la muy ,¿cómo llamarla?, se las había comido TODAS, jaja
Y eso que yo le iba diciendo que no se comiera las enteras, que solo los trozos, jaja 
Se me ha quedado la cara de tonta, y la boca me ha llegado al suelo, pero nos hemos echado unas risas.

Espero que os haya gustado.
A mi me ha conquistado, y eso que era escéptica al principio.

Un beso y  hasta la próxima















miércoles, 6 de febrero de 2013

Magdalenas de manzanas y nueces




Esta receta se puede hacer tanto en forma de magdalenas como de bizcocho. De hecho, son una adaptación de la tarta de manzana express que hice hace tiempo, aquí la tenéis.

Están buenísimas, vamos, que han caído dos todavía calientes, :)

Necesitáis

3 huevos
2 manzanas
9 cucharadas de azúcar
9 cucharadas de leche
9 cucharadas de harina (le puse la que ya lleva levadura)
9 cucharadas de aceite (le puse de oliva)
canela (es opcional)

Elaboración

Se enciende el horno a temperatura media, unos 160 grados
Se ponen todos los ingrediente en un bol y se baten con el brazo de la batidora, no con las varillas.
La harina se tamiza para que no salgan grumos


     


Se trocean las nueces y se añaden a la mezcla.
 Se prepara la bandeja con los papeles para magdalenas y se le pone en el fondo la manzana troceada en láminas muy finas.


               


Se cubren las manzanas con la mezcla y se le pone canela por encima.
Se meten en el horno y estarán en unos 20 minutos.
Después se sacan y se dejan enfriar en una rejilla.


    


Se hacen en un periquete y están de muerte. 
Aunque sé que éste es el típico postre que me acabo comiendo yo sola porque mi familia ve fruta y arruga la nariz :(  con lo buenas que están, no saben lo que se pierden.

Espero que os guste.

Un beso y hasta la próxima.